Archivo

Archive for the ‘personal’ Category

SpokenPic liberado

marzo 18, 2013 5 comentarios

Resumen para vagos: el código liberado de la app SpokenPic está en Github. Punto ;)

Hace unos días fue la presentación del Galaxy S4, entre otras cosas mostraron su “novedosa” y “exclusiva” aplicación para poner voz a las fotos, muy similar al SpokenPic (prometo que sonreía, no hay mejor halago que una gran multinacional tecnológica haga algo igual casi un año después, y que lo presenten en un gran cutre show como una “innovación”). Eso me hizo acordar que habíamos prometido liberar el código,  que estaba prácticamente abandonado.

7415952232_95b203182b_cEl SpokenPic fue un fracaso, sin paliativos[*]. Aunque tiene buenas críticas y estrellitas en Google Play, sólo tuvo 2.000 descargas, y ahora hay sólo 600 instalaciones activas. Aunque nos llevó dos meses de trabajo a tope (no sé cómo sobreviví haber pasado tantos días durmiendo sólo 4 horas, y dándome de hostias con el Java, el API de Android, y hasta la documentación oficial errónea de la cámara), hasta con lanzamiento grupal emocionado (foto de la derecha), lo cierto es que no caló, y que no tuvimos tiempo para mejorarlo, ni siquiera en las funcionalidades que teníamos previstas (como la de clips con múltiples fotos). Visto en retrospectiva, fue el desánimo que nos desmotivó.

Leer más…

«No intentes hacer lo que no dominas»

julio 4, 2012 26 comentarios

Hoy me decidí a hacer algo que deberia haber hecho hace años, leer y aprender de diseño gráfico. No es porque me quiera dedicar a eso, o porque piense que puedo hacer cosas maravillosas, sino porque llevo muchos años trabajando codo a codo con diseñadores, con frustración de no poder resolver poblemas básicos, de tomar malas decisiones, de ni siquiera saber comunicar los problemas, o proponer soluciones.

Leer más…

Actualización de SpokenPic

mayo 20, 2012 5 comentarios

En el vídeo anterior mostraba (por pirmera vez) el proyecto en el que estamos embarcados, spokenpic. Después de una maratón de programación, hemos corregido bastantes bugs y la aplicación ya está casi “rock solid”. Todavía falta todo el diseño de la app (el diseño e iconos no tienen nada que con la versión beta que pubicaremos en Google Play), y bastante trabajo en el servidor, pero ya es usable. Es casi la versión “dogfood” (por “eat your own dog food”) que teniamos planificada para esta semana.

Algunos amigos ya lo están probando, podéis bajar del mismo enlace la versión que muestro en el vídeo. Los que queráis probarla (con todos los disclaimers obvios), enviadme un email (tomaros ese trabajo :) ), o un DM si os sigo en Twitter, os pasaré el enlace para bajar el .apk.

Gracias a los que ya la estáis probando y enviando sugerencias (insisto, la versión del web es muy de pruebas, sólo pusimos lo básico que teníamos para ir probando en público). Los requerimientos mínimos son, por ahora, Android 2.3 (Gingerbread) o superior. También funciona en las tablets (pero sólo hemos probado en dos). Por ahora asume que el teléfono tiene SDCard (interno o externo) para guadar las fotos y audios, sin él no funcionará, pero sí lo hará en pocos días.

Sobre las traducciones: la estamos programando en inglés, pero traducirlas es muy fácil (conociendo ambos idiomas), seguramente saldrá en inglés, castellano, catalán, y quizás hasta chino (una persona que lo conoce se ofreció a hacerlo, asegura que en China se usaría mucho).

El clip que hice durante el vídeo (sí, ya tengo asumido que soy más feo que pegarle a la madre).

Categorías:desarrollo, internet, personal, spokenpic Etiquetas:

SpokenPic: fotos relatadas

mayo 18, 2012 23 comentarios

Hace un par de horas hice público en un tweet el proyecto en el que estamos metidos (con los amigos de apsl.net) hace algo menos de 2 meses. Se trata de un “scratch your own itch”, me molesta tener que escribir  para explicar una foto que quiero compartir, sobre todo cuando se está bajo el sol y no se ve bien la pantalla. Así que… mejor ver el vídeo, que me da pereza escribir ;)

Los clips que subí durante el vídeo son este y este otro.

 

Categorías:desarrollo, personal, spokenpic Etiquetas:

¿Qué pensé cuando pensaba que la palmaba en el avión?

febrero 16, 2012 3 comentarios

Ahora hay una conversación en Twitter sobre el pinchazo de una rueda del avión de Juan Gómez Jurado. Me acordé muevamente de un aterrizaje de emergencia que tuve en 1996 o 1997. Viajaba con Bernardo, mi socio en Atlas Internet, desde Palma hacia Zaragoza vía Madrid. El vuelo de Palma a Madrid era en un DC9 de Aviaco. Apenas subimos hice bromas por lo antiguo de todo el equipamiento interno del avión, era de los años 70.

Nos tocó un asiento justo sobre las alas. A los pocos segundos del despegue, sentimos un ruido y vibración muy fuerte. Volví a bromear sobre lo anticuado del avión. Pero éste seguió volando muy bajo, hacia el sur, y luego empezó a hacer un giro muy amplio alrededor de Mallorca, siempre a baja altura. Estaba claro que había un problema, pero pensé que era saturación de control aéreo. Unos diez minutos después todo el pasaje estaba preguntando qué pasaba, seguíamos sobrevolando Mallorca a baja altura.

Leer más…

Categorías:personal Etiquetas: ,

La pasta, y la informática

enero 9, 2012 14 comentarios

Es curioso como eventos de nuestra infancia marcan a fuego nuestra personalidad futura. No siempre es así, por supuesto, pero sí hay algunos que con el tiempo parecen más relevantes que otros. En mi apunte Defiende lo que te ha dado tanto, expliqué ese mes de diciembre de 1989 que marcó mi obsesión por Internet (siempre había una excusa para poner Internet en todo lo que hacía, mi tesis doctoral, el ISP del que fui co-fundador en 1995 -todo con GNU/Linux-, los proyectos en los que participé…). Pero eso fue después de los 20 años, sin embargo hay otros de mi infancia que me marcaron aún más.

Leer más…

Categorías:personal Etiquetas: , ,

Defender lo que te ha dado tanto

enero 4, 2012 30 comentarios

Llevaba varios semanas muy estresado, con mucho trabajo (y lo que me espera). Hace unos 6 meses dejé de jugar al pádel (la crisis afectó hasta a eso, mis ex compañeros tienen que hacer horas extras), mi salud empezó a decaer. Me costaba respirar, dormia muy mal. Al final tomé la decisión, debo cambiar mi vida sedentaria, si no, acabaría muy pronto.

Me apunté hoy al gimnasio, fui a la primera sesión. Me dieron una caña de la buena, tras 45 minutos terminé con dolor en el pecho, la visión periférica borrosa (signo de la falta de oxígeno en el cerebro). Los 200 metros de regreso a casa me parecieron eternos, son esos momentos que sientes que acabará todo muy pronto.

Llegué a casa, me tiré unos minutos, de sentirme fatal me empecé a sentir muy bien (menos de dos horas después estoy como una moto, escribiendo este apunte a falta de no tener nada más urgente que hacer). Pensé, ¡hostia! tampoco era tan complicado, las cosas a veces pueden mejorar rápidamente, vaya suerte que tengo.

Leer más…

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 552 seguidores