Etiquetas

, ,

Carles Grau es directivo de Microsoft para Catalunya, Balears y Valencia. A pesar que no estoy de acuerdo con la forma de hacer negocios de Microsoft, ni sus defensas extremas a la “propiedad intelectual” –incluso Carles–, me llevo muy bien con él, es muy simpático, y solemos pasarlo muy bien cuando nos juntamos (además que aprendo bastante de cómo funciona la empresa).

Hace un par de semanas vino a Palma a reunirse con gente del Govern porque estaban negociando abrir un “centro de innovación en turismo” en el Parc Bit. Lo fui a buscar al aeropuerto [*] y luego estuvimos hora y pico tomando un café antes de su reunión de encorbatados y foto de familia. Hablamos sobre varias cosas, el estado de las empresas por aquí, comunidades de desarrolladores, etc. etc.

Al día siguiente salió en la prensa la foto típica de encorbatados que firman un convenio. Aunque no saldré a defender los intereses de una empresa –mucho menos de una con la que estoy radicalmente en contra de su modelo y métodos de negocio– pero no podía oponerme ni criticar a que inviertan dinero en Mallorca para crear puestos de trabajo para informáticos e “innovadores”.

Sin embargo ayer leí la noticia del acuerdo final, Microsoft implantará en el Parc Bit su primer centro de innovación en turismo, con algunos detalles.

No se especifica cuánto dinero invertirá Microsoft, pero queda claro que el Govern le cederá un espacio de 400 metros cuadrados que le costó 3.5 millones de euros y que tendrá una plantilla de… cuatro personas.

¿Es una broma? ¿un centro de innovación de cuatro personas y que necesiten 400 metros cuadrados? ¿les construirán un piso a cada uno dentro de las instalaciones? ¿que no se especifique el compromiso de Microsoft a pesar de la cuantía millonaria de la cesión del Govern?

Venga ya, si a mi me “prestasen” 3,5 millones de euros podría asegurar poner decenas de personas a trabajar… o pondría cuatro y me descojonaría de risa del negocio que hice. Imagino que Carles Grau y compañía deben estar más que gozosos.

¿Se han pensado seriamente lo que han firmado? ¿o es un problema del desdoble de personalidad de promover conferencias de software libre en el Parc Bit (hoy mismo hay una) que cuestan dos duros pero al mismo tiempo firman contratos de cesión millones de euros en bienes públicos a una empresa que hace lo opuesto?

No sé ni quiénes son o serán esas cuatro personas, quizás sean muy buenas, pero no justifica la cesión de 400 metros cuadrados de un edificio de la administración. Además es un agravio comparativo importante a las decenas o centenas de empresas locales que tienen más de cuatro empleados pero no les “ceden” nada ni salen en fotos.

Aunque debería reconocer que si esas cuatro personas son premios Turing debería rectificar este apunte y darles mi enhorabuena.

Actualización: como indica Alberto en un comentario, la cesión parece ser de un módulo del edificio de 400 m^2, no el edificio entero como indica la noticia. Otro comentario de “pasaba por aquí” indica que son 200 m^2, la mitad del edificio.

[*] Como le dije a Carles, un “talibán” del software libre pasa a buscar a un directivo de Microsoft por el aeropuerto. Lo contrario no me consta que haya ocurrido, ni con Richard Stallman🙂