Etiquetas

,

Hoy leí una excelente entrevista a Schneier en Freakonomics. Pero me llamó la atención una frase que va contra las “leyes naturales”.

Moore’s Law predicts that in fifty years, computers will be a billion times more powerful than they are today. I don’t think anyone has any idea of the fantastic emergent properties you get from a billion-times increase in computing power. (I recently wrote about what security would look like in ten years, and that was hard enough.) But I can guarantee that it will be incredible, fantastic, and mind-blowing.

Según la física y le “Ley de Moore” –que más que ley natural es una “ley de la ingenuidad humana” [Seth Lloyd dixit]– de mantenerse esa ley durante 40 años llegaríamos a puertas lógicas de tamaños atómicos. A este punto no sería posible mantener la Ley de Moore sin recurrir a los ordenadores cuánticos.

Si llegamos a tener ordenadores cuánticos comparables en velocidad a los tradicionales –dicen los expertos que hacen falta más de 50 años para estar “listos para el escritorio”, más o menos lo mismo que dicen de GNU/Linux ;-)– la Ley de Moore habrá sido ya olvidada y seguramente hablaremos de la “Ley de Shannon” o similar.

Además, si nos sorprendería los “fantástico” que podría llegar a ser si la Ley de Moore prevalece durante 50 años, aún más fantástico sería contar con ordenadores cuánticos, porque entre otras cosas el cifrado tal como lo conocemos hoy sería una historia del pasado, no serviría para nada.

Creo que a Schneier se le pasó este “pequeño detalle”.