Archivo

Posts Tagged ‘copycats’

De estereotipos absurdos y copycats

abril 5, 2010 8 comentarios

La historia de este apunte comienza con una anécdota hace casi dos años. Era mayo de 2008, estábamos en el Menorca TechTalk que organiza Martín Varsavsky. Entre los asistentes estaba el omnipresente Loic Le Meur. Ya nos había contado que se iba a California a montar una empresa para la que había conseguido financiación, Seesmic, porque según Loic en Europa “no se puede innovar”. Me chocaba mucho su argumento, a mí me sonaba más a que los inversores habían condicionado su financiación a que la sede estuviese en Silicon Valley.

Pero parece que Loic estaba convencido que la razón fundamental no era financiera sino que, en su estereotipo mental, en Europa sólo se copiaba, se hacía copycat de lo que se hacía en California. No lo tomé muy en serio hasta que una tarde que estábamos sentados Julio Alonso y yo se acercó Loic con su cámara haciendo reportajes. Le pregunta a Julio sobre Weblogs y luego a mí sobre Menéame. Después de los comentarios de rigor me pregunta “¿y por qué sólo un copycat de Digg en español?”

Quedé de piedra, pero no por lo de copycat, ya estoy acostumbrado que en las típicas críticas rabiosas me acusen de “plagio”, de “haber robado de alguna forma el código de Digg” [sic], de “no haber hecho nada especial”, etc. Decía que me sorprendió ese tipo de argumento de una persona con experiencia en el copycat, había trabajado para SixApart Europa (la enésima plataforma de blogs, versiones simplificadas del primer Nuke) o LeWeb (la enésima conferencia tecnológica de Silicon Valley, pero llevada a Paris) y por lo tanto debía conocer muy bien que aunque las ideas básicas se pueden copiar, la implantación de las mismas en otros países y culturas es una historia bien diferente, que suele llevar mucho trabajo y que genera sus propias “innovaciones”.

Los problemas de implantar una idea exitosa en otro idioma y cultura también la experimenté en primera persona, y ¡vaya si cuesta trabajo!. Como comenté en muchas entrevistas, incluso en el FAQ original, el Menéame surge por una razón básica, a mediados de 2005 Digg y Reddit eran ya exitosos en inglés y no había nada similar en castellano [1]. Suponía que la razón fundamental es que ninguno había liberado su software (Reddit lo hizo bastante después). Así que me decidí a programar algo que fuese software libre.

Coger la idea fundamental de Digg –que ya era el más exitoso– para copiarlo me tomó sólo dos horas, programar esas páginas básicas quizás no más de un par de días, pero todo lo demás requirió mucho trabajo, el cuál, cuatro años después todavía no está acabado. Veía muchos problemas para implantar un Digg en España. En primer lugar que tenían ya unas 7 u 8 personas sólo para revisar los “reportes de problemas” (no tenían todavía el voto negativo, su voto negativo –bury– es posterior al Menéame), eso era imposible para nosotros, teníamos que buscar otra forma de hacerlo automáticamente y sin la intervención de administradores (imposible por los costes e inaceptable para una cultura como la hispana).

También era notable en Digg la cantidad de spam que se veía en la cola de noticias (upcoming) lo que obligaba a saltarse muchas páginas para poder encontrar noticias o enlaces interesantes, un problema de “usabilidad” importante. Por otro lado me gustaba más el “modelo de consenso” de Reddit, con sus votos positivos y negativos, de allí surge la idea del voto negativo y de mover a otra cola –a un clic de distancia– a las noticias que tuviesen un número relativamente elevado de negativos.

Desde un par de años antes habíamos desarrollado junto con la Banca March una serie de proyectos multimedia en Internet, uno de ellos era el concurso Musicnauta. En éste los concursantes subían sus canciones al servidor (aceptábamos casi cualquier formato), desde donde podían bajarse e incluso escucharlos en un streaming carrousel (en Ogg-Vorbis y MP3) con todas las canciones que ya estaba subidas. Los oyentes podían votar por sus canciones preferidas, los votos contaban para la decisión final (creo que era un 30 ó 50%). En el Musicnauta aprendimos las cosas que los usuarios pueden llegar a hacer (reseteo de routers, uso de proxies, etc.) para lograr votar varias veces. Es decir, si tienen la oportunidad de pucherazo, lo intentarán y pueden cambiar los resultados, es un hecho (por eso sigo sin entender que se hagan votaciones y encuestas por Internet sin controles estadísticos-matemáticos).

Como no se puede pedir el DNI en la boca, tuvimos que pensar un método para como mínimo minimizar sus efectos, así fue que inspirando en el karma de Slashdot desarrolló un sistema similar generalizado y que toma en cuenta más “variables de comportamiento”. Como además el software se iba a publicar no podíamos basarnos en fórmulas ni algoritmos secretos, tenía que ser una forma de medir la actividad del usuario y que pudiese publicarse todo: el algoritmo y sus resultados. Este sistema de karma funcionó desde el día cero de Menéame, y su diseño y desarrollo fácilmente superó el 80% del desarrollo inicial [2] y que nos llevó la mayor parte del desarrollo posterior –especialmente durante los frenéticos primeros dos años– para mejorarlo y ajustarlo, hasta llegar al sistema complejo que hay ahora con visualización histórica y detallada incluida (hay un vídeo Milla Digital de Zaragoza con más detalles de los “secretos del karma”, también el PDF de la presentación).

Es decir, hasta un copycat deliberado y reconocido públicamente como el Menéame exige mucho trabajo, mejoras y modificaciones de la idea original. Estaba acostumbrado a que alguien sin experiencia (pero con ganas de criticar sin mucho esfuerzo) opinase lo contrario, pero no podía digerir que alguien con experiencia en implantar en Francia idea exitosas en otros sitios cayese en el mismo error, y que lo llevase a categoría de estereotipo europeo. Pero no era sólo conversaciones entre amigos, llevó este estereotipo incluso a conferencias en la Universidad de Stanford: My Stanford Speech about Europe versus Silicon Valley.

Elegí esta anécdota de Loic no sólo porque es un ejemplo del absuso –casi ofensivo– de estereotipos, también porque últimamente salen muchos libros de autoayuda con las recetas para el éxito, que no son más que reptición de clichés, estereotipos y anécdotas personales llevadas a categoría de fórmulas para el éxito. Pero no son más que una suma de aciertos en su mayor parte azarosos y sin posibilidades de racionalizarlos ni encontrarles una relación causal… me estoy yendo por las ramas, será tema de otro apunte.

Hay otra razón porque elegí este ejemplo, es porque en un período muy corto, unos 18 meses, se demostró lo falaz del argumento en la propia empresa de Loic, Seesmic.

Seesmic surgió como un sitio similar a Twitter, pero en vez de texto se trataba de vídeo. Era muy fácil usarlo, bastaba un ordenador con una webcam y Flash instalado, esta era la gran innovación. Además de varios millones de euros, Loic consiguió que bloggers y sitios tecnológicos importantes hablasen muy bien de Seesmic [3]. Aún así el sitio no tuvo éxito, no capturó el interés y poco a poco fue decayendo. De hecho la única referencia al sitio de vídeo-microblogging de Seesmic está relegado a un enlace perdido abajo a la derecha de la página principal de Seesmic que apunta a Seesmic.tv (con menos actividad que el blog de Anasagasti).

Si embargo Seesmic está teniendo un éxito considerable… sus productos tiene buena calidad, fiables, bien acabados y consistentes entre ellos (personalmente uso Seesmic Web en mi ordenador, y el Seesmic Android en mi teléfono, muy buenos productos ambos): los enésimos copycats de clientes Twitter para web y smartphones.

A pesar que en el último LeWeb (diciembre de 2009) la situación –y contradicción– ya era clara, en el encuentro final de emprendedores (lo siento, no encuentro enlace al vídeo) Loic vuelve a insistir en el estereotipo. Yo estaba mirando en directo y no salía de mi asombro, ¿cómo podía insistir en el estereotipo al mismo tiempo que negaba la realidad de la empresa que fundó… y de la misma conferencia donde lo estaba diciendo?

Afortunadamente un norteamericano respondió –lo siento, no recuerdo quién era– con que se deje de esos estereotipos mojigatos, que hay muy pocas ideas completamente originales, que el copycat lo hacen todos incluso en Silicon Valley, que eso es bueno porque introduce mejoras y más competencia. Citó varios ejemplos, uno de ellos Pownce [4], el copycat de Twitter pero con más funcionalidades (compartir ficheros) y comentó que no hubo en Silicon Valley una ola de críticas por ser un clon o copycat, al contrario, se hablaba bien de las ventajas e ideas nuevas que tenía sobre el básico Twitter.

Pero eso no es todo, lo más paradojico es que un chavalín ruso hizo un “clon” más simple y cutre de la idea original de Seesmic, sólo cambió una “norma social” –hablar con extraños de forma aleatoria– y está consiguiendo un éxito impensable, se llama Chatroulette.

Otra demostración que el copycat es lo habitual e inevitable, que una modificación chorra puede significar la diferencia entre el fracaso y el éxito masivo, y que no hay fórmulas secretos ni sitios para el éxito.

Tengo que acabar diciendo que Loic habló muy bien de Chatroulette, incluso que le hubiese gustado haber tenido él la idea (obvio). Lo leí por Twitter, pero paradójicamente –o no– el sitio que derrotó a sistemas en teoría mejores como Jaiku o Pownce está ahora completamente inaccesible.

Lo dicho, la fórmula del éxito sigue siendo un misterio, sino todos seriamos exitosos por encima de la media [5], que sabemos es imposible.

[1] En realidad sí que había algo en castellano. No puedo recordar el dominio, era algo como populinoticias.com (si alguien lo sabe, que me lo indique por favor), pero era la adaptación de un PHP-Nuke sin nada de Ajax ni la simplicidad de uso de Digg o Reddit.

[2] Posteriormente Reddit adoptó un sistema de karma (según Techcrunch es lo mejor de Reddit comparado con sus competidores ;-) –ver siguiente enlace– ), y aunque liberaron el software no está liberado como hacen el cálculo en su sitio (hay aplicaciones externas que lo estiman). Digg posteriormente implementó algo similar aunque no divulgan el algoritmo ni sus resultados. Además ambos sitios tienen superusers cuyos votos son decisivos, que no existe en Menéame.

[3] De hecho dieron bastante el coñazo, una de las razones que dejé de usar FriendFeed fue que Scoble y Loic llenaban continuamente mi timeline con comentarios y vídeos de Seesmic y lo maravilloso que era FriendFeed comparado con Twitter.

[4] Grandes paradojas y coincidencias, fue fundado por Kevin Rose el mismo de Digg, comprado –y cerrado– por SixApart, la misma empresa donde estuvo Loic.

[5] Para estudios sociológicos se suele [ab]usar la distribución normal o gaussiana, en ésta la mediana es igual a la media.

Categorías:empresas, internet Etiquetas: , ,
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 480 seguidores